Carpaccio de bonito con repollo y wakame

/, Pescados/Carpaccio de bonito con repollo y wakame

Carpaccio de bonito con repollo y wakame

Cada vez intento cocinar menos los alimentos y aprovechando un solomillo de bonito que tenía congelado, improvisé un carpaccio. Los filetes me quedaron algo gordos, porque esperé demasiado para cortarlo y ya estaba bastante descongelado. Si lo hacéis cuando comienza a descongelarse, veréis que es mucho más sencillo obtener filetillos muy finos.

Por otro lado, a falta de vinagre de umeboshi (que es lo que le hubiera echado) utilicé zumo de limón. El carpaccio estaba bueno, pero para mi gusto el sabor de limón era excesivo y ocultaba el del pescado. Debí haber echado apenas unas gotas.

Ingredientes
  • 1 filete de solomillo de bonito
  • ¼ de repollo
  • alga wakame
  • pimienta blanca
  • pimienta de Jamaica
  • romero
  • ajo
  • sal marina sin refinar
  • 2 cucharaditas de zumo de limón
  • aceite de oliva virgen extra prensado en frío
  • semillas de sésamo (opcional)
  • semillas de chía (opcional)
Elaboración
  1. Cortamos el filete de bonito en filetes muy finos (¡más que yo!) y marinamos durante unas cuantas horas en el frigorífico, en una mezcla de aceite de oliva, zumo de limón, ajo bien picado, sal, romero y las pimientas. Yo lo tuve unas 10 horas.
  2. Hidratamos el wakame (unos 10 – 15 minutos es suficiente) y lo cortamos en tiras.
  3. Cocemos ligeramente el repollo al vapor y lo cortamos en tiras también.
  4. Emplatamos la verdura y las algas y colocamos encima el bonito. Aliñamos con el líquido en que ha estado marinando el bonito y para decorar, podemos poner unas semillas de sésamo crudo sobre las algas y semillas de chía sobre el repollo.

Carpaccio de bonito con repollo y wakame

2017-12-04T19:00:05+00:00 Experimentos, Pescados|0 Comments

Leave A Comment