Después de un  fin de semana invernal a base de manzanas y mucho frío, con el excedente de la fruta decidí probar a hacer compota. Nunca había comido y la verdad que la idea de comer fruta cocinada, tampoco me atraía. Pero me sorprendió gratamente. […]